Google+

Concilio de Nicea y la doctrina catolica


La palabra “concilio” en la Biblia siempre aparece en un contexto malo
(gente reuniéndose para estorbar el plan de Dios y para matar a la gente de Dios). Y
el Concilio de Nicea no fue la excepción
.
. Constantino convocó este concilio en la ciudad de Nicea (una ciudad cerca de
Constantinopla) en el año 325 para tratar de resolver una división entre la Iglesia
que trataba de doctrina. Quiso lograr la unidad de las iglesias local sometiéndolas a
una doctrina universal. Invitó a 300 obispos quienes viajaron a expensas del tesoro
imperial.
. Constantino fue “el obispo de obispos” en el Concilio de Nicea, dirigiéndolo todo,
aunque no fue miembro de ninguna iglesia local, aunque no sabía nada de la Biblia,
y también a pesar de ni siquiera ser un cristiano. Y por la primera vez, la Iglesia se
halló a sí misma dominada por el liderazgo político de la cabeza del Estado
.
. Sólo entre 300 y 320 pastores asistieron este concilio (los cuales, en aquel entonces
formaron un mero 10% de la totalidad de los pastores de iglesias locales).
. Aun el pastor de la iglesia en la ciudad de Roma no fue (Llamada hoy “el papa
Silvestre
”).
. Entonces, este pequeño grupo de pastores dictaminó lo que los demás tenía que
hacer. La minoría decidió por la mayoría. (Es como Roma siempre hace las
cosas: conforme a la doctrina de los nicolaítas.)
. La Cuestión de Nicea. Un hombre que se llamaba Arrio (fundador de los “Arrianos” y el “Arrianismo”)
negaba la deidad de Cristo (siguiendo la doctrina de Orígenes) diciendo que hubo
un tiempo en la eternidad pasada que Cristo no existía (que era un “dios creado” en
un momento en la eternidad pasada).
. Otro hombre (que se llamaba Alejandro) sostenía que Cristo había existido siempre.
. Por esta controversia (llamada “La Controversia Arriana”), se convocó el Concilio
de Nicea (para resolverlo y decidir “la doctrina oficial” en cuanto a la deidad de
Cristo, una doctrina que todo el mundo tendría que creer).
. La Conclusión de Nicea
. Sacaron un Credo
. Aunque el Credo es como una mezcla de las creencias de los 2 hombres (de
Arrio y de Alejandro), al fin de cuentas Arrio salió el vencedor por lo que dice
el “Credo de Nicea”.
2. El Credo se lee así:
Creemos en un Dios Padre Todopoderoso, hacedor de todas las cosas visibles
e invisibles
.
Y en un Señor Jesucristo, el Hijo de Dios; engendrado como el Unigénito del
Padre, es decir, de la substancia del Padre, Dios de Dios; luz de luz; Dios
verdadero de Dios verdadero; engendrado, no hecho; consubstancial al Padre;
mediante el cual todas las cosas fueron hechas, tanto las que están en los cielos
como las que están en la tierra; quien para nosotros los humanos y para nuestra
salvación descendió y se hizo carne, se hizo humano, y sufrió, resucitó al tercer
día, y vendrá a juzgar a los vivos y a los muertos.
Y en el Espíritu Santo.
A quienes digan, pues, que hubo cuando el Hijo de Dios no existía, y que
antes de ser engendrado no existía, y que fue hecho de las cosas que no son, o
que fue formado de otra substancia o esencia, o que es una criatura, o que es
mutable o variable, a estos anatematiza la iglesia católica.”
. Dice que Cristo fue “engendrado” en algún momento en la eternidad pasada, y
después de ser “engendrado” participó en la creación de todas las cosas. Esta es
herejía. La Biblia no enseña que Cristo fue “engendrado” sino que Cristo es
Dios. Y Dios es eterno. El Credo de Nicea niega la deidad de Cristo.
. Dice también que Cristo es “consubstancial” al Padre. Una palabra grande que
no le implica nada a nadie. No aparece en la Biblia, pero siempre se usa en la
Iglesia Católica, en las universidades cristianas y en los seminarios cristianas.
. Además, este Credo dice que Cristo “se hizo humano”. (Flp 2.7) Cristo fue
hecho semejante a los hombre. No era “humano”. El Credo otra vez niega la
deidad de Cristo (aunque muy sutilmente).
. A este Credo le falta algo sumamente importante: la Segunda Venida de Cristo.
. Dice de Cristo que Él vendrá para juzgar, pero ¿cuándo? Antes del
Milenio o después del Milenio. (Recuerde que aquel entonces las 3
doctrinas hallaron lugar en la Iglesia Católica: el pre-milenarismo, el posmilenarismo
y el a-milenarismo. Entonces, ¿cuando vendrá Cristo?)
. La clave de entender las Escrituras de los judíos (nuestra Biblia) es
entender al judío (el que la escribió).
. La clave para entender al judío es la venida de su Mesías (o sea, cuándo el
judío recibirá lo que a él pertenece - el reino, la tierra, etc.).
. Entonces, si no se entiende la Segunda Venida bien, uno no puede
entender su Biblia.
. Los católicos en este Concilio de Nicea creía que “la salvación” de
Constantino cumplió el plan de Dios (o sea, que la “venida de Cristo” y
había ocurrido en la “salvación” del Emperador). Entonces, con la
“salvación” del él, ya vino “el Reino” (el de Dios o el de los Cielos - ellos
no los dividen). Y Cristo (el verdadero) vendrá o después de establecer
este “Reino” (el pos-milenarismo) o nunca (el a-milenarismo; porque el
Emperador/Papa era “Cristo en la tierra”). Entonces, lo que les quedó fue
“conquistar el mundo” en el nombre de Cristo (puesto que “Cristo” - en el
Emperador/Papa - ya “vino” sólo les falta extender el “Reino” por todo el
mundo).
. También le falta a este Credo afirmaciones de la autoridad final de la Palabra
de Dios (y sólo la Palabra de Dios), y la Seguridad Eterna. Estos pocos pastores
en Nicea no creía en estas 2 doctrinas fundamentales de la fe cristiana.
. La conclusión: No fue un “concilio cristiano”. Fue un “concilio católico”. No
tuvo nada que ver con los verdaderos cristianos de aquel entonces.
. El patrón establecido: Un emperador pagano es quien define la doctrina que
los cristianos tienen que aceptar
.
. En el Concilio de Nicea el “Obispo de Obispos” (el que decidió la doctrina
del Credo de Nicea) fue Constantino
.
. Luego, en otros concilios que siguieron el patrón de Nicea, el “Obispo de
Obispos) también decidió la doctrina. Esta veces, sin embargo, los
“emperadores paganos” fueron los papas.
. Y la Iglesia se casó oficialmente con el mundo.
. Mataron a los “Incrédulos”
. “Anatematizar” (la última frase del Credo) quiere decir: “maldecir” (condenar
a alguien al infierno). Entonces, si usted no cree lo que dice este Credo de
Nicea (en palabras actualizadas....): ¡Váyase al infierno, hijo del diablo, y sufra
por una eternidad!
. Entonces, una vez que Roma tenía su “vara de medir” (su “Credo oficial”),
empezó a matar a los que no estaban de acuerdo de él (“exterminando a los
herejes en el nombre de Cristo”).